El cantante fue acusado de cantar en estado de ebriedad y tratar de echar a mujeres discapacitadas. Pablo Montero fue acusado de cantar en estado de ebriedad durante su concierto del Día de las Madres en el Pueblo Mágico de Cuatro Ciénegas, en Coahuila. Según el diario Vanguardia, ciudadanos de Cuatro Ciénegas compartieron en redes sociales un video en donde se aprecia molesto a Pablo Montero porque unas mujeres estaban bailando cuando se disponía a cantar “Las Mañanitas”. El cantante les dijo: “Se pueden sentar esas señoritas que están ahí, o sea, nada que ver, muy mal ustedes eh… es una falta de respeto. Yolanda (alcaldesa de Cuatro Ciénegas) mándalas sacar, mándalas encarcelar… qué voy a hacer con gente así, ósea la canción más importante de la noche, la cagaron”. Las mujeres a las que Pablo Montero se refería se llaman Haydé y Yaya, son hermanas, discapacitadas y tienen alrededor de 50 años de edad. La reacción negativa del cantante molestó a los ciudadanos, quienes lo acusaron de ser grosero y no respetar a su público por presentarse en estado de ebriedad.